sábado, 31 de octubre de 2015

Un año más una crónica en alta mar

Hola a tod@s :

Todos los años cae al menos una vez una salida en barco para disfrutar de lo que el mar te puede ofrecer en puntos alejados de la costa y este pasado domingo tocó la correspondiente a 2015.

Si bien la meteorología en un principio invitaba más a quedarse en la cama que a aventurarse a salir a alta mar afortunadamente la cosa mejoró paulatinamente a medida que transcurría la mañana. 

La observación durante el trayecto de algunas especies de pardela invitaba a pensar que la salida iba a ser muy interesante como al final, efectivamente, fue.

Todo fue empezar a echar por popa el "chum" (mezcla de restos de pescado y pan) para atraer a las aves y llegar decenas de Gaviotas Reidoras y Patimarillas como habitualmente suele ocurrir.




Seguimiento en la zona de popa de las aves que iban llegando





Un pequeño homenaje a este juvenil de Gaviota Sombría que nos siguió todo el trayecto.
Facilmente distinguible por llevar en todo momento su pata izquierda colgando. 
Esperemos que los hados sean benévolos con él. 





Batallas campales por los restos de comida tirados al mar



No tardaron mucho en llegar los primeros ejemplares de Alcatraz Atántico (Morus bassanus) siendo muy numerosa su presencia tanto en la ida como en la vuelta. De todas las edades se dieron cita en esta salida.

Adulto ....






..... 2º invierno .....





.... otro adulto ......





... 4º invierno .....





.... y juvenil para terminar.





Como suele ocurrir en la mayoría de los casos ante el contubernio de gaviotas y alcatraces que se montó aparecieron los oportunistas, los piratas del mar, los que basan gran parte de su dieta en lo arrebatado a otros ... los Pagalos. En varias ocasiones disfrutamos de la presencia del más grande de la familia, el Págalo Grande (Stercorarius skua)







Págalo Grande



Pero sin duda el premio a la atención se lo llevó un Pagalo Pomarino (Stercorarius pomarinus), con aun claros vestigios de su plumaje de verano destacando la "cuchareta" de su cola, que pasó muy cerca del barco ... un comportamiento no muy habitual que digamos ya que suele ser más discreto que su primo anteriormente detallado. Su tamaño es un poco más pequeño que el de Págalo Grande. 





Págalo Pomarino



De todas las salidas que he hecho en barco esta fue, sin duda, en la que más Pardelas he observado. Vimos algunos ejemplares de Pardela Balear (Puffinus mauretanicus) ... 



Pardela Balear


... alguna Pardela Capirotada (Puffinus gravis) ....





Pardela Capitorada



.... y decenas de Pardelas Sombrías (Puffinus griseus), la más abundante del trayecto pudiéndose ver bandos de ellas o individuos solitarios tanto en la ida como en la vuelta.



Un lejano bando de Pardelas Sombrías



Pardela Sombría



Hasta aquí lo más destacable de un viaje marino donde también los Negrones Comunes, Patos Cuchara, Gaviota Cabecinegra y Gaviota Tridáctila entre otros hicieron acto de presencia para disfrute de todos los viajeros.

El alta mar esperará ya hasta el año que viene donde espero poder poner otra crónica tan interesante en observaciones como esta.

Un saludo y gracias por seguir mi blog.



lunes, 12 de octubre de 2015

Recorriendo tierras castellanas : toma de contacto con las Hoces del Riaza

Hola a tod@s :

Uno de los temas que tenía pendientes en mi agenda era la visita a las Hoces del Riaza, en la provincia de Segovia.

Hace un par de semanas mi familia y yo hicimos lo que llamamos una "toma de contacto" y nos desplazamos hasta Montejo de la Vega de la Serrezuela, localidad desde donde parten los, quizás, dos trayectos más importantes de este espacio natural.

Nos decidimos por hacer la llamada "Senda entre Puentes", una ruta circular de unos 7,5 km. entre ida y vuelta que en sus inicios discurre entre campos de cultivo hasta llegar al Cortado de la Peña Rubia




En camino



Cortado de Peña Rubia


La primera toma de contacto con el río Riaza nos muestra un bonito bosque de ribera donde el Chopo, el Sauce Blanco o Salguero y algún que otro Alamo y Fresno son los principales representantes arbóreos de éste







Imágenes del río Riaza



El otro lado del camino nos muestra los pelados cortados donde el representante vegetal por excelencia es la Sabina Albar o Enebro de Incienso bien escoltado por los innumerables Rosales Silvestres o Escaramujos que también se desarrollaban en el lugar.





Sabinas albares 



Recorrida la mitad del camino llegamos al Refugio de Rapaces de Montejo de la Vega frente al Cortado de la Peña del Portillo. impulsado hace aproximadamente cuatro décadas por el maestro Félix Rodríguez de la Fuente principalmente como lugar de protección del Buitre Leonado (Gyps fulvus), antaño amenazado por una disminución drástica en su población pero hoy en día afortunadamente bastante estabilizada.

Hoy por hoy, al parecer, este entorno alberga una de las más importantes colonias de esta especie en la Península Ibérica.

Y a los pies de un frondoso Chopo no sentamos la familia y yo a disfrutar del maravilloso espectáculo que la Madre Naturaleza nos brindaba con decenas de Buitres Leonados, centenares de Aviones Roqueros (Ptyonoprogne rupestris) y algunos ejemplares de Chova Piquirroja ( Pyrrhocorax pyrrhocorax) sobrevolando o descansando en las innumerables grutas y grietas que hay en el cortado.  



Disfrutando del espectáculo
















Buitres Leonados



Y allí permanecimos más de una hora hasta tomar el camino de vuelta bordeando la otra orilla del río Riaza.

Destacar la gran abundancia tanto en el camino de ida como en el de vuelta de Papamoscas Cerrojillo (Ficedula hypoleuca) en esta época de paso post nupcial.



Algún Petirrojo reclamaba su territorio entre los arbustos de zarzamora



Entre los Cerrojillos observamos algún que otro Papamoscas Gris 





Papamoscas Cerrojillos



Por el camino algún que otro rastro, aunque no muy abundantes, también se mostraba. Destacaban los excrementos de Zorro (Vulpes vulpes) cuya base alimenticia había sido las uvas, muy abundantes en esta época del año en la que nos encontrábamos. También encontramos algún excremento de Garduña (Martes foina) cuya base alimenticia había sido el fruto del Escaramujo o Rosal Silvestre.



Uno de los excrementos de Zorro encontrados, todos con uvas a medio digerir



Llegados al final del la ruta y después de disfrutar de una fresca cerveza nos acercamos al muy interesante Centro de Interpretación del este entorno natural. Un día hablaré de estos centros de interpretación, mi opinión de su por qué y del maniqueísmo político que ha llevado a lo que hoy por hoy son. 

Un saludo y gracias por seguir mi blog.