sábado, 28 de febrero de 2009

La Junquera y Ría de Cubas

Nuevamente volví a La Junquera el pasado miércoles día 25 de Febrero aprovechando que la marea estaba subiendo y las aves se encontrarían bastante cerca del lugar que escogí para observar, concretamente varios puntos de un paseo que une Pedreña con el Campo de Golf de La Junquera.

Como la vez anterior que estuve destacar la masiva presencia de Correlimos Común. También era abundante el número de Chorlito Gris que había. Ambas especies ocupaban varios cientos de metros a lo largo de la orilla.




Varios grupos de Chorlito Gris en la orilla

Un grupo de 10 Zarapitos Reales, varios pequeños grupos de no más de 4 ó 5 individuos de Correlimos Tridáctilo, un Charrán Patinegro entre un grupo de Gaviotas Reidoras (varias de ellas ya presentaban plumaje estival), algunas Garcetas Comunes y Gaviotas Patiamarillas y un grupo de unos 15 Vuelvepiedras fueron el resto de observaciones en la zona.






Los Vulevepiedras estaban relativamente cerca del punto en el que me encontraba


Posteriormente me dirigí a la zona de observación que más se suele visitar en la Ría de Cubas, dentro de la localidad de Rubayo. Allí coincidí con Carlos Sainz Concha.
El lugar estaba de lo más ameno en cuestión de anátidas. Numerosísima la presencia de Anade Silbón y de Anade Rabudo. Algún Anade Azulón y Friso entre ellos.





Entre la espartina de la marisma descansaban varios grupos de Zarapito Real y entre ellos pudimos observar una solitaria Aguja Colinegra.

Bástante más lejos y junto al esqueleto de un barco un grupo de Cormoranes Comunes y otro de Charranes Patinegros daban buena cuenta de un bando de peces. Era curioso ver la "simbiosis" entre ambas especies, los cormoranes nadando agrupados y los charranes volando sobre ellos y lanzándose al agua en busca de las presas con esos bonitos "picados" que hacen.

Mientras disfrutábamos del espectáculo de pesca una Avefría solitaria salió volando de entre la espartina y se alejó ría arriba.

Abundantísima también la presencia de Garceta Común en el lugar. A lo lejos un grupo de unos 20 Cisnes Vulgares nadaba tranquilamente.






Cuando ya me iba Carlos me avisó de que en ese momento tenía en su telescopio una Golondrina Común volando a ras de agua, la primera del año que ha visto ... la primavera está ya cerca.

martes, 24 de febrero de 2009

Marismas de Joyel y Victoria 23/02/2009

Acompañado de mi mujer y mis hijos la primera parada la hicimos en las Marismas del Joyel, en Arnuero. Destacar la presencia de un nutrido grupo de Anade Friso nadando en la laguna del molino de mareas. También era abundante la presencia de Focha.




Un grupo de unos siete Cisnes Vulgares y algúnos ejemplares de Porrón Europeo y Porrón Moñudo nadaban entre estos grupos de friso y focha.

Mientras observábamos a las aves se nos acercaron un par de Cisnes Vulgares para ver si les echábamos comida, algo a lo que parecen estar acostumbrados y lo que causó un buen rato de diversión entre mis hijos.



Estos son los dos cisnes que se acercaron a nosotros

Ya en la zona del intermareal un Martín Pescador salió despavorido de su posadero al percatarse de nuestra presencia. Picoteando entre los regatos que se forman una Garceta Común, tres ejemplares de Archibebe Claro y otros tres de Archibebe Común fue todo el bagaje de observaciones que hicimos en el lugar.

De vuelta me quedé un rato observando un ejemplar de Garceta Común pescando entre los carrizales de una de las charcas.





En las Marismas de la Victoria me extrañó la falta de agua que había, lo que hacía que la vegetación y rocas de fondo quedaran al aire. No se a que puede ser debido, quizás a la presencia de una tapón de arena en el canal que comunica la laguna principal con el mar.

Desde el molino de mareas que hay en dicha laguna pude observar ejemplare dispersos de Pato Cuchara y Anade Azulón. Era muy abundante la presencia de Focha Común y también había bastantes Zampullines Chicos ya con el plumaje estival.

Dos Garzas Reales, una Garceta Común, una Agachadiza Común y un Cormorán Grande fue el resto de observaciones que anoto en este lugar.

sábado, 21 de febrero de 2009

Bahía de Santander 20/02/2009

Si bien la zona de observación de aves por excelencia en Cantabria es Santoña para nada desmerece tampoco la Bahía de Santander.

Este invierno tan frío y desapacible nuestra bahía nos ha dado agradables sorpresas a los amantes de la observación de aves. La presencia de limícolas y anátidas ha sido numerosísima y diversas especies de gaviota difícil o casi imposibles de ver en un punto tan septentrional como nuestra región (gavión hiperboreo, gaviota enana,...).

Pero el temporal pasó y el buen tiempo parece que va llegando.

Aproveché ayer para dar una vuelta por diversos puntos de la Bahía de Santander. El primero fue la zona de Raos, cercana al Aeropuerto y al Puerto Deportivo y aquí destacar la presencia de los dos Colimbos Grandes que nos han acompañado todo el año y que suelen se habituales en el lugar. También se pude observar algunos ejemplares de Zampullín Cuellinegro, Garceta Común y Gaviota Reidora con los primeros indicios del plumaje estival.



Posteriormente me acerqué a la Marisma de Alday y la cantidad de especies que allí se concentraban hicieron que el rato que estuve en este lugar fuese de lo más ameno. Grupos de Pato Cuchara, Agachadiza Común, Anade Azulón, Anade Friso y Anade Rabudo se concentraban en las isletas que hay en el centro de la charca principal mezclándose con un bando bastante numeroso de Avefría.


Numeroso Mitos, Petirrojos, Currucas Capirotadas, Carboneros Comunes, Zorzales Comunes, Mirlos y Mosquiteros Comunes saltaban entre las ramas de los alisos y cornejos que crecen en la zona.

Pero lo mejor en este lugar fue la presencia de dos Aguiluchos Laguneros en vuelo nupcial a los que se acercó un tercero que no estuvo mucho tiempo entre ellos dado que los dos primeros lo echaron.

Y para finalizar la jornada me acerqué a la zona de La Junquera, en Pedreña. La presencia de cientos de Correlimos Comunes alimentándose en el intermareal fue lo que más me llamó la atención y entre ellos algún ejemplar de Correlimos Tridáctilo. También había varios ejemplares de Chorlito Gris, Ostrero, Zarapito Trinador y Chorlitejo Grande entre los correlimos



Y así teminó una bonita jornada de "pajareo".